Connect
To Top

Los #1 navideños en UK: clásicos, frikadas, realities…

Cada año por Navidad no sólo vuelven los anuncios de cava y turrones, sino que en UK (Gran Bretaña para las antiguas) se vive una auténtica carrera por conseguir ser #1 en la lista de singles más vendidos. Además de los ingresos que eso supone (es la época del año en la que más música se compra), es una cuestión de prestigio para cualquier artista que su disco sea el más vendido en estas fechas. El gran seguimiento mediático de las listas en UK se traduce también en una promoción que no tiene precio.

Por ellos, a lo largo de la historia, muchas de las grandes estrellas han hecho coincidir la publicación de un o más singles en la semana previa al día de Navidad, o incluso han grabado canciones navideñas para conseguir el ansiado #1 navideño. Toda esto ha derivado con frecuencia en auténticas batallas campales por conseguirlo, con muchas novelty songs (frikadas mil), sorpresas y auténticos dramas. Hagamos un amplio repaso a la historia de los #1 en UK.

LOS AÑOS 50/60

La lista inglesa de singles se remonta a 1952, lo cual quiere decir que con el de esta semana son 59 los números uno navideños.
En los años 50 encontramos una lista de cantantes prácticamente olvidados, casi todos masculinos como era lo común en esos años en los que las travestis aún no estaban de moda. Destacamos a Harry Belafonte, cantante de éxito durante décadas prehistóricas, conocido como el rey del calypso, aunque a nosotros nos encanta sobre todo por ser el padre de Shari Belafonte, una de las protagonistas de la serie Hotel.

Los clásicos: Cliff Richard, The Beatles, Elvis Presley y Tom Jones

Los años 60 los inaugura Cliff Richard, por entonces con su grupo The Shadows, toda una institución musical en UK aunque aquí es conocido sobre todo por ser derrotado por Massiel en Eurovisión. Con I love you (irreconocible en el vídeo con 200 años menos) consigue su primer número uno navideño, al que hay que sumarle dos más en solitario, y un cuarto como parte de Band Aid II, de lo que hablaremos luego.

Encontramos también a Elvis Presley, con Return to Sender (1962), y un año antes un clásico memorable, Moon River, en la voz de Danny Williams. Si hay alguien que no sabe de qué película es esta canción, que no siga leyendo, está castigado.

En 1963 llegan The Beatles, que consiguen ser número uno durante 3 navidades seguidas (I want to hold your hand, I feel fine y Day tripper), algo que solo se repetirá una vez más 30 años después. Tras una interrupción de Tom Jones con el clásico Green, green grass of home, The Beatles consiguen su cuarto y último número uno (Hello, Goodbye), más que ningún otro artista en la historia (sin contar colaboraciones).

LOS AÑOS 70/80

En los años 70 empiezan a ser frecuentes los números uno de carácter netamente navideño, como Lonely this Christmas de Mud, When a child is born de Johnny Mathis, y sobre todo Merry Xmas everybody de Slade, que gracias a las descargas digitales vuelve a la lista de ventas todos los años.

En 1975, Queen es número uno con el archiconocido Bohemian Rhapsody. Esta canción se reedita en 1991 tras la muerte de Freddy Mercury y vuelve a ser #1 en Navidad, la única vez que un single repite en lo más alto en estas fechas.

A finales de esta década, el grupo fieramente heterosexual Boney M es #1 con Mary’s boy child, el mismo tema que llevó al top Harri Belafonte, siendo la única vez que una canción ha sido #1 en Navidad por dos artistas diferentes.

Años 70/80: Queen, Boney M y Band Aid

Hablar de números uno navideños en los 80 es hablar de Band Aid, el proyecto de Bob Geldof para recaudar fondos para paliar el hambre en África. Para ello, y aprovechando el tirón que tiene la venta de discos en navidades, se formó un all-stars group con todas las estrellas del momento: David Bowie, Phil Collins, Sting, U2, Bananarama, George Michael, Culture Club, Duran Duran, etc… Do they know it’s Christmas? Se convirtió en el single más vendido de la historia en UK (actualmente el segundo, tras Elton John y su homenaje póstumo a Lady Di), y la idea fue copiada en USA con otro #1 mundial, We are the world.

En 1989 se graba una nueva versión bajo el nombre de Band Aid II, con artistas como Kylie Minogue, Jason Donovan, Wet Wet Wet, Lisa Stansfield o Bananarama (las únicas que repiten), y vuelve a ser número uno. Para el 20º aniversario (2004), se forma Band Aid 20, que es ya un basurón tremendo, con rap incluido, pero como es benéfico y la gente se siente generosa en Navidad, es número uno por tercera vez.

En estas dos décadas también encontramos como #1 navideños clásicos como Another brick in the wall (Pink Floyd), Don’t you want me (The Human League) y Always on my mind (Pet Shop Boys).

LOS AÑOS 90

La década de los 90 la abre el incombustible Cliff Richard con su último #1 hasta el momento (estuvo a punto de repetir, como luego comentaremos), pero enseguida la cosa toma otros derroteros, y con el auge de las boybands y girlgroups, son éstos los que van a casi monopolizar el #1 de Navidad durante toda la década. Abren fuego East 17, la primera boyband inglesa que triunfó en los 90, con su único #1, Stay another day. Pese a su gran éxito, éste parece insignificante para lo que vendría después. Y es que con la llegada de las Spice Girls, se vivió una locura no vivida desde The Beatles. De hecho, igualaron el record de éstos con 3 números #1 navideños seguidos: 2 becomes 1, Too much y Goodbye. Las chicas se separaron y dejaron el campo abierto a otros. Al año siguiente, Westlife cierra la década con un doble single con sendas versiones, I have a dream (original de ABBA) y Seasons in the sun (Terry Jacks). Westlife fueron durante años el mayor fenómeno de fans en UK; sus primeros siete singles entraron directamente al #1 en UK, a los que sumaron después otros siete, un record difícil de batir.

Boybands/Girlgroups: East 17 (con Jhota de Gran Hermano al frente), Spice Girls y Westlife

Y entre tanto grupo para quinceañeras, dos superestrellas consiguen coronar la lista inglesa en Navidad: Whitney Houston, con I will always love you, y Michael Jackson con Earth song.

LOS AÑOS 00

Nueva década (la de los 00, que no sé cómo se pronunciaría, pero escrito lo podemos aceptar) y nuevo fenómeno: los reality shows, programas de talento musical que han inundado la televisión mundial en distintos formatos. En 2002 se emitió la segunda edición de Popstars, bautizada para la ocasión como Popstars: The Rivals, que en vez de formar un grupo como en la primera, en esta ocasión serían 2 grupos que lucharían por el número uno navideño. Ganaron Cheryl Cole y compañía, Girls Aloud, que con Sound of the underground coronaron la lista de singles y fue el comienzo de una fulgurante carrera.

El fenómeno X Factor: Shayne Ward, Leona lewis, Alexandra Burke y Matt Cardle

En la segunda mitad de la década, solo hubo cabida para un programa: The X Factor. Con una audiencia millonaria, este reality proclama desde 2005 un ganador que publica su single de debut justo a tiempo para la semana de Navidad. En la lista de ganadores y #1 encontramos caras conocidas como Shayne Ward, Leona Lewis, Alexandra Burke, o el reciente ganador Matt Cardle, actual #1 en UK con When we collide.

Destacar también que en esta década, antes de la invasión de estos programas, una de las mayores estrellas británicas, Robbie Williams, junto a la actriz Nicole Kidman, consiguió el #1 navideño con una versión de Somethin’ stupid (2001)

NOVELTY SONGS, FRIKADAS Y SORPRENDENTES #1

Rolf Harris, un polifacético cantante, que lo mismo pinta, comenta Eurovisión para la BBC o es campeón de natación, consiguió un insólito #1 en 1969 con Two little boys, una inclasificable canción, original de 1902, que fue elegida por Margaret Thatcher como una de sus favoritas en un programa de radio de la BBC. Con semejantes referencias poco bueno se puede decir. Dos años después, el cómico Benny Hill es #1 con la ¿canción? Ernie (the fastest milkman in the west), otra novelty song que hoy día es difícil comprender cómo pudo ser #1, pero no hay que subestimar el poder de la televisión y de programas tan casposos como El show de Benny Hill.

Mr Blobby es un discretísimo muñeco rosa con lunares amarillos, conocido por aparecer en un programa de televisión, y que solo pronunciaba la palabra blobby. Pero esta falta de vocabulario no le impidió grabar un single que fue #1 en las navidades de 1994. Con ver unos segundos del vídeo se puede entender por qué fue votado como el peor #1 navideño de la historia en una encuesta de HMV. Terrorífico.

Con un poco más de gracia, Bob the Builder, popular dibujo animado, también consiguió su #1 navideño con el cambio del milenio con Can we fix it? Bob se vio ayudado también por una campaña anti-Westlife, la boyband del momento que luchaba por conseguir su segundo #1 navideño consecutivo con What makes a man. No hay duda que muchos compraron el single de Bob the builder en plan odio total a la supremacía de Westlife, que llevaban ya siete números uno consecutivos. Aunque internet estaba aún en pañales para estas campañas en plan odio, algunos medios gráficos pusieron su granito de arena, y contra todo pronóstico Westlife no llegaron al número uno por primera vez en su carrera.

Esta campaña de luchar contra el más fuerte se repitió el año pasado, cuando muchos se revelaron contra Simon Cowell y su garantizado número uno navideño para el ganador de X Factor. Desde 2005 hasta este 2010, todos los #1 de Navidad han sido para el single de este programa… excepto el pasado 2009, cuando una campaña iniciada en facebook y con repercusión masiva en los medios de comunicación y apoyada por algunos artistas, hizo que el grupo de hard-rock Rage against the machine consiguiesen el #1 con una canción de 1992, Killing in the name, y una significativa frase que se repite una y otra vez: “Fuck you I won’t do what you tell me“. Un zas en toda la boca a Simon Cowell y su supremacía.

Frikadas y shocks: Bob the Builder, niña repelente de St Winifred’s School Choir, Rolf Harris y Rage Against The Machine

Aún quedan un par de joyas que revisar y que no se pueden quedar en el tintero. En 1980, St Winifred’s School Choir, es decir, un coro de niños repelentes, se llevan el #1 navideño con la empalagosa y superfriki There’s no-one quite like grandma, que todo el mundo le regalaría a su abuelita aunque ella no lo fuera a escuchar nunca, claro.

Y para terminar con esta galería de los horrores, una de mis favoritas, por todos los motivos equivocados. No sé de dónde saldrían estos dos y cómo consiguieron convencer a tanta gente para que comprara su único éxito, pero Renée y Renato (ya el nombre es fabuloso) disfrutaron de sus 15 minutos de fama en 1982 con su hit Save your love. Hay que ver el vídeo para disfrutar de la puesta en escena, la expresividad de sus rostros y todo, absolutamente todo. Fascinante.

LOS QUE SE QUEDARON A LAS PUERTAS

Y como siempre, muchos lo intentan pero sólo unos pocos lo consiguen. De las canciones que se quedaron al borde del #1 se podría escribir otra entrada porque hay de todo, pero vamos a recordar algunos de los singles que eran #2 en la semana de Navidad.

Pese a no ser nunca número uno, algunas de ellas se han convertido en clásicos, superando con los años el éxito del que fue #1 entonces. Es el caso de éxitos navideños que se han convertido ya en clásicos, como All I want for Christmas is you (Mariah Carey) y Fairytale of New York (The Pogues), que desde que se empezaron a contar las descargas digitales, vuelven puntualmente cada Navidad a la lista de singles más vendidos.

Otro #2 navideño, y un absoluto clásico, es Last Christmas de Wham!, que tiene el dudoso honor de ser el single más vendido en UK sin haber sido #1. Claro que por encima tenía a Band Aid. Al menos a George Michael le queda el consuelo que también cantaba en el número uno, y que con el tiempo Last Christmas soporta mucho mejor el paso de los años.

Losers: Mariah Carey, Teletubbie homosexual, Wham! y el Chef de South Park

Los Teletubbies llevaban dos semanas #1 en UK y en las apuestas de pago eran los favoritos para ser el #1 de Navidad, sumando una tercera semana. Pero en una ajustada lucha, se impuso el Girl Power de las Spice Girls, y Tinky Winky y sus amiguitos se quedaron compuestos y sin bolso número uno. Al año siguiente, se repitió exactamente la misma historia con las Spice Girls, en este caso con el chef de la serie South Park, que bajo el nombre de Chef (la voz es de Isaac Hayes, más conocido por este clásico) publicó Chocolate Salty Balls.

Y para finalizar, otro episodio memorable, éste protagonizado por el omnipresente Cliff Richard, que con la excusa del cambio de milenio publicó The millenium prayer, un refrito espantoso del famoso Auld Lang Syne con letras de oraciones a Dios, y un tufo a rancio que llevó a la propia compañía de discos de Cliff (EMI) a negarse a publicarla, siendo editada en una compañía independiente. Muchas emisoras se negaron a pinchar tal despropósito, lo que dio una gran publicidad a la canción, con un Cliff Richard que se lamentaba del rechazo que producía algo tan “estupendo”. Perdió la batalla del #1 navideño frente a Westlife (lo único bueno que hicieron), pero sorprendentemente fue el single más vendido en UK en 1999. En una encuesta en la cadena de televisión VH1 en 2004 fue votado como el peor #1 de la historia.

http://img.photobucket.com/albums/v496/albumdefotos/1ad225e2.jpg

4 Comments

  1. Phoenix

    26 diciembre, 2010 at 13:23

    Por Dios! El St Winifred‚Äôs School Choir es como de halloween, qué horror… creo que no habré sido el √∫nico que lo primeo que ha pensado al verlos es coger el rifle más cercano y derribarlos como patitos de feria. Por supuesto que los padres les hacía regalar el single a las abuelas… para que murieran de un infarto y hubiese más espacio en casa…Renée y Renato… madre mía, jajaja… alguient tiene otro rifle a mano??
    Y el muñecajo ése de color rosa es completamente surrealista.
    Gran artículo.

  2. Dr. Anorak

    26 diciembre, 2010 at 20:55

    No me acordaba que EAST17 cantó esta moñada, con la pinta de duros que tenían en los posters que un compañero de clase tenía en su habitación… neosor.

  3. Pedro Uve

    28 diciembre, 2010 at 0:22

    ¬øRealmente Westlife eran para tanto?

    Tendré que ojear esos 7 singles, porque lo poco que ha llegado a mis oídos siempre me ha parecido de lo más estándar.

    Excelente gala.

    • tomas

      28 diciembre, 2010 at 3:33

      No, no son para tanto, y a ti fijo que no te van a gustar. Son un grupo hecho para las quinceañeras, que tuvieron la suerte de estar ahí en el momento del boom de las boybands. Tienen 14 n√∫meros uno, los mejores los del primer disco, pero después fueron a peor, con una versión tras otra destrozando clásicos.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

More in Música

  • Eurovisión 2016: La Segunda Semifinal

    Tras el inesperado desahucio de Rumanía, cuya pufista televisión llevaba sin pagar los recibos desde 2007, la segunda semifinal iguala en participantes...

    Dr. Anorak28 abril, 2016
  • Eurovisión 2016: La Primera Semifinal

    La Promoción eurovisiva 2016 ya ha terminado ese viaje de estudios anual que pasa por Riga, Moscú, Amsterdam y Londres para...

    Dr. Anorak19 abril, 2016